Héroes del Destino

El Portal a Faerûn se esta abriendo...
 
ÍndicePortalCalendarioGaleríaFAQBuscarRegistrarseConectarse
Gracias a todos por ESDLA - La lucha entre Parientes. Sin vosotros no sería posible.

Comparte | 
 

 INFORMACIÓN Y AMBIENTACIÓN LITERARIA DEL WARGAME DE SdlA "LA RUINA DE ARNOR"

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
Principe Aranarth
Legendaria
Legendaria
avatar

Mensajes : 47
Fecha de inscripción : 22/06/2010

Ver perfil de usuario

MensajeTema: INFORMACIÓN Y AMBIENTACIÓN LITERARIA DEL WARGAME DE SdlA "LA RUINA DE ARNOR"    Jue Jul 29, 2010 12:24 am


Historia e ambientación de
"La Ruina de Arnor"

Introducción:
El reino de Arnor y su división
en los tres reinos menores,
Arthedain, Cardolan y Rhudaur

Durante el reinado de Eärendur, los hijos del rey de Arnor estaban en abierta disputa, que explotó en guerra civil tras la muerte de su padre en el 861 TE. Amlaith, el hermano mayor y por tanto legítimo heredero al trono, entró en confrontación con sus dos hermanos. Al ser incapaz de resolver la situación, se vio reducido a reinar sobre un tercio del antiguo dominio de su padre, fundándose el reino de Arthedain. Sus hermanos fundaron Cardolan y Rhudaur, al Sur y al Este de Arthedain respectivamente.



Los primeros siglos de la historia de Arthedain estuvieron marcados por el constante conflicto con los dos reinos vecinos por el control de las Colinas del Viento, bajo el dominio de Arthedain, pero disputadas tanto por Cardolan como por Rhudaur, en particular por el control de la colina y fortaleza de Amon Sûl, que albergaba uno de los valiosos palantiri.



Hacia el año 1349 TE, el rey Argeleb I de Arthedain reclamó el trono de Cardolan, al haberse extinguido el linaje real Dúnedain de Cardolan. Los nobles de Cardolan rechazaron esta pretensión al trono.

Rhudaur, el menor de los tres y el que poseía menos dunedain entre sus fronteras, fue corrompido con facilidad. El rey Brujo de Angmar eligió el reino menos poderoso de los herederos de Arnor para comenzar su silenciosa y paulatina destrucción de los resquicios del ese gran reino. Pronto el antaño aliado Rhudaur se volvería contra sus hermanos; el trono de este estado no era más que un títere del Rey Brujo.





Sin embargo, cuando surgió el reino de Angmar al Norte de Eriador, Cardolan se convirtió en el aliado más valioso de Arthedain, y entre ambos reinos tuvieron que enfrentarse a los ejércitos unidos de Angmar y Rhudaur. En 1356 TE Argeleb I estaba ganando la partida a este último. Durante un tiempo Cardolan y Arthedain parecieron tener al mismo Angmar contra las cuerdas, pero en 1409 TE un gran ejército proveniente de Angmar penetró en Cardolan, conquistó la Cima de los Vientos y devastó el país. Arthedain fue de poca ayuda, porque ese reino también estaba siendo atacado. El último rey de Cardolan murió en este conflicto, y casi todo el reino fue invadido. Mientras Arthedain logró recuperar parte de su poder tras este embate, los dúnedain de Cardolan debieron atrincherarse en las Tyrn Gorthad, abandonando el resto del país a las hordas de Angmar.



A partir de este conflicto, el reino de Cardolan pasó a ser un conglomerado de baronías y pequeños estados, algunos herederos de la última sangre numenoreana de Cardolan; otros ni eso. Los antiguos principados y baronías cardolani encontraron en el vació de poder dejado tras la aniquilación de la corona el pretexto para encontrar un poder particular, numerosas veces reclamado y en algunos casos corrompido por la propia política de infiltración de los secuaces del rey Brujo. Ya sólo en Arthedain quedaba las sangre de Númenor; la sangre de los dunedain del norte.

En 1636 TE, llegó a Cardolan desde el Sur la Gran Peste, que mató a la mayor parte de sus habitantes, particularmente los de la región de Minhiriath, y los dúnedain atrincherados en las Tyrn Gorthad desaparecieron definitivamente. El rey Brujo aprovechó esto para infestar sus tumbas con espíritus malignos, tumularios, de tal manera que la región se convirtió en un lugar siniestro conocido como las Quebradas de los Túmulos.


Reyes de Arthedain

Tras Eärendur, el reino de Arnor se dividió entre sus tres hijos, correspondiéndole el reinado sobre Arthedain al mayor de ellos. En el 1349 TE los descendientes de Eärendur habían desaparecido de Cardolan y Rhudaur, por lo que Argeleb I de Arthedain reclamó de nuevo el título de rey de Arnor. Los reyes de Arthedain se añadieron desde entonces a la lista más antigua de los de Arnor. Argeleb I, séptimo rey de Arthedain, se considera el decimoséptimo rey de Arnor, y Arvedui, último de los reyes del Norte hasta Elessar, fue el vigesimoquinto y último rey de la línea septentrional.


La definitiva caída de Arthedain

Tras muchos años de luchar contra Angmar, los arthadani del reinado de Araphant (1891-1964 T.E.) estaban cansados y superados en número. El Rey Brujo, brutal y persistente, intensificó sus incursiones la década posterior al ascenso al trono del último rey Arvedui, a la vez que reunía su hueste principal para emprender un ataque definitivo. Entonces, a finales de otoño de 1974 T.E., tras conocer los informes de sus espías y los augurios de sus videntes, Arvedui envió una urgente petición de ayuda a Gondor.
El rey Eärnil cumplió su palabra. Envió una flota a los Puertos Grises, con su hijo Eärnur a la cabeza, y su armada se unió a los elfos de Cirdan reunidos en Lindon. Pero ya era tarde. Las tropas del Rey Brujo, comandadas por él mismo y su comandante olog Rogrog, habían comenzado a devastar el último reino de los dunedain del norte.



Todo estaba perdido. En una decisión de crucial importancia, mientras el menguado ejército de los dunedain hacía frente a los tropas orcas y angmarim del Rey Brujo en su avance imparable hacia Fornost-erain (Norburgo de los reyes), la corte y lo que quedaba del Consejo real (los grandes nobles, burócratas y videntes) se apresuró en evacuar la ciudad y a cuanta población civil pudieron de los territorios prestos a ser devastados.
El propio rey Arvedui huyó hacia el Norte, habiéndose llevado los palantiri y los tesoros regios. A ese efecto, el príncipe Aranarth, al mando del ejercito arthadani, y los elfos enviados por Elrond de Rivendell contuvieron el avance angmarim magistralmente. El rey Arvedui y su corte fueron perseguidos. Su periplo, llevando consigo los últimos resquicios de Arthedain, le llevó hasta el lejano y helado norte, donde pidió asilo a los lossoth (habitantes de los hielos del norte). Le era imposible llegar a los puertos grises, donde el ejército gondoriano de Eärnur estaba listo para desembarcar.



Cirdan envió un barco élfico en su busca. Pero cuando éste traía al último rey de regreso, la nave naufragó y se hundió en las aguas del lejano norte. Con ella también se perdieron los palantiri de Annuminas y Amon sûl, los tesoros regios de los dunedain del norte (a excepción del anillo de Barahir, que fue entregado por el rey a los lossoth), así como el último soberano de la sangre de Oesternesse de Arnor.
Pero Gondor todavía tenía algo que decir. Una armada inmensa, comandada por el príncipe Eärnur, desembarcó en los puertos élficos. A ella se unieron los elfos de Lindon y los restos del ejército arthadani reclutados en la parte oriental del reino, todavía no devastada por el Rey Brujo. Pero el Nazgùl, pecó de codicia, henchido de sangre y destrucción. Se enfrentó al poderío de Gondor y a los elfos de Glorfindel. La caballería de Eärnur aniquiló la retirada de las huestes de Angmar en las Colinas del Crepúsculo. Ningún orco salió con vida ese día del ya destruido reino de Arthedain.



El Rey Brujo consiguió huir tras enfrentarse personalmente a Eärnur. Cuando éste hizo ademán de perseguirle, Glorfindel le detuvo arguyendo que el Nazgûl no podía morir bajo la mano del hombre. Se forjaba de ese modo su leyenda.



Ambientación del wargame
"La ruina de Arnor"


La ruina de Arnor comienza y se desarrolla en el momento crucial de la destrucción del reino de Arthedain. Invierno de 1974 T.E. La flota de Gondor todavía no ha desembarcado en los Puertos Grises, y el ejército de Arthedain debe hacer frente al ingente ejército de Angmar, capitaneado personalmente por el Rey Brujo. Sólo un puñado de enanos enviados por el rey de Khazad-dûm, Durin VI, a cuya cabeza se halla el príncipe Nain; y los elfos de Rivendell que Elrond, apresuradamente, ha podido envíar, comandados por los gemelos Elladan y Elrohir, acompañarán al ejército del principe Aranarth.




Por su parte, el rey Brujo ha puesto toda la carne en el asador. Ha movilizado a sus doce confederaciones tribales asentadas entre los límites de Arthedain y Angmar, a sus Hoerkal de elite y sus huestes de Carn dûm puestas bajo mando directo de sus fieles mornarturi. El ataque será total. Sabe que si su ejército es destruido y Angmar desaparece como nación, él volverá a Minas Morgul. La lucha contra los elfos y los dunedain proseguirá.



El rey Arvedui ya ha huido al norte, y desde las torres y almenaras de la capital Fornost-erain se atalaya la inmensa sombra de Angmar acercarse a la urbe. Es el final. La ciudad de los antaño poderosos reyes dunedain es un conglomerado de calles fantasmas. Todos han huido para salvar su vida. Los últimos estertores del ejército de Arthedain harán frente a las hordas de Angmar. Si consiguen ganar tiempo, el rey Arvedui podrá huir y poner a salvo los palantuiri y los otros tesoros, en espera de que el ejército de Gondor venga en ayuda de los últimos dunedain del Norte. ¿Resistirán?




Más información en : http://www.legendaria.es.tl/La-destrucci%F3n-de-Arnor.htm
Volver arriba Ir abajo
 

INFORMACIÓN Y AMBIENTACIÓN LITERARIA DEL WARGAME DE SdlA "LA RUINA DE ARNOR"

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Héroes del Destino :: Eventos en Colaboración con Legendaria :: Eventos pasados :: La Destrucción de Arnor-
Crear foro | © phpBB | Foro gratis de asistencia | Contactar | Denunciar un abuso | Crear un blog